Se entiende usualmente por clase política a todos los que participan en la toma de decisiones políticas, formando así un grupo social especial no muy numeroso con respecto a los ciudadanos de un país.

Este concepto fue acuñado a comienzos del siglo XX donde se argumentaba, desde un análisis centrado en el papel desempañado por las elites en la Historia, que siempre hay una minoría que gobierna y una mayoría que es gobernada. No obstante, desde otros enfoques politológicos eso ha sido cuestionado.

Con esa reserva presente, podría asimilarse la noción de clase política a la de autoridades que contiene todo sistema político y que conforman parte de las estructuras de autoridad del mismo. Entre dichas autoridades se encuentran las personas y grupos que desempeñan funciones relevantes, en general formales, como el Presidente, el Primer Ministro y los funcionarios del Gobierno, los Diputados y Senadores, los Gobernadores, los líderes de los partidos políticos, entre otros.

Fuente: Arnoletto, 2007 y Raus y Respuela, 1997.