Se entiende por partido político a aquella institución dotada de una organización que pretende ser duradera y estable, que busca explícitamente influir en el Estado y que intenta (usualmente) representar a diversos intereses, tratando generalmente de ubicar a sus representantes reconocidos en posiciones del Gobierno y el Parlamento a través de la competencia electoral o buscando algún otro tipo de sustento popular.  Dado que todo Partido sustenta ciertos valores y visiones sobre el conjunto social, todo Partido político tiene su ideología.

Fuente: Abal Medina, 2010.